El programa ARRU concede unas ayudas de 510.820 euros que tienen como objetivo lograr la regeneración urbana de esta zona del municipio

 

 Las obras de rehabilitación incluidas en la primera fase del Área de Regeneración y Renovación Urbana (ARRU) en el Barrio de Pinilla ya han comenzado en varios edificios de la calle Profesor Cordero del Campillo. Son unos trabajos que se enmarcan en este plan que tiene por objetivo no solo reformar y mejorar las viviendas que se han querido adherir al plan, sino lograr una reactivación económica y social en la zona. Además, este programa también incluye otras medidas, como la reurbanización del sector con intervenciones en los parques y otros espacios comunitarios.  

Esta actuación está incluida en el Plan Especial de Reforma Interior (Peri), con una primera convocatoria de subvenciones que han ascendido a 510.820 euros para esta fase inicial, que supone un máximo de 15.963 euros por vivienda con trabajos que tienen que estar vinculados a la mejora de la accesibilidad, eficiencia energética y sostenibilidad. 

En total son cuatro comunidades las que se benefician de esta primera parte del programa, con una media de entre cuatro y seis viviendas por cada una de ellas, con lo que se agota toda la partida establecida para esta fase inicial. 

Hay que tener en cuenta que los edificios beneficiarios de esta primera convocatoria de subvenciones pertenecen a las áreas determinadas en el Plan Especial como Sub-zona 01 y Sub-zona 03, que corresponden a las viviendas conocidas como Fases 4 y 5 del Barrio de Pinilla, a excepción de La Casona, que será incluida en la siguiente convocatoria. 

La primera fase global de este programa tiene un presupuesto de 1,98 millones de euros, aportados por la Junta de Castilla y León con 1 millón, el Ministerio de Fomento con 208.000 euros, y los 773.700 euros del Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo. 

Según subraya el concejal de Urbanismo e Infraestructuras, Manuel Ángel García Aller, se trata de “un proyecto de vital importancia para el Barrio de Pinilla ya que con él se pretende dinamizar y modernizar una zona donde la mayoría de sus vecinos es gente mayor”. Por este motivo, “es necesario mejorar tanto la eficiencia energética de las viviendas como la accesibilidad”, al tiempo que “se realizará una acción urbanística haciéndolo más atractivo a nuevos vecinos”. 

 

 

 

Impactos: 80