Javier Campos advierte al ejecutivo autonómico que “es hora de comenzar a dar las debidas explicaciones y de dejar de huir hacia adelante y de presumir sin motivo”

El procurador socialista, Javier Campos, criticó la política de transparencia y calificó de “fallida” la política de compras realizada por la Consejería de Fomento y Medio Ambiente durante la pandemia del Covid-19.

En su turno de intervención con motivo de la comparecencia del Secretario General de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, Campos denunció, además, la falta de compromiso de la Consejería con la seguridad y salud del personal de la administración y su “errática” política de contrataciones a la vez que cuestionó que la Junta vaya a cumplir los acuerdos alcanzados con los agentes sociales para la mejora de las condiciones laborales de las distintas brigadas.

A esto, el procurador socialista añadió la falta de compromiso y lealtad de la Consejería con el servicio 112 al poner de manifiesto que mientras el ejecutivo vende su discurso de refuerzo de lo público, la realidad evidencia el desprecio al esfuerzo de los trabajadores. “Flaco favor y flagrante traición al refuerzo y al compromiso de transformación al sector público el que la Junta ha hecho en esta crisis con la contratación de una vieja y conocida empresa para el apoyo del servicio de urgencias del 112”, denunció.

En cuanto a la transparencia y compras de la Consejería, Campos afirmó que las críticas realizadas por el ejecutivo de Mañueco a Gobierno de España indicando que la Comunidad no recibía material de protección “es la prueba de que Castilla y León carecía precisamente de esos equipos, lo que desmonta la mentira dicha muchas veces por todas las consejerías de que estaban perfectamente preparados para la pandemia.”

En esta línea, denunció que mientras la Junta presumía del éxito de su modelo de compra de material tuvo que retirar cientos de miles de mascarillas defectuosas  y se preguntó si el departamento  de prevención de riesgos laborales ha tomado nota de lo sucedido y ha realizado actuaciones sobre las personas usuarias de los equipos  defectuosos  para garantizar su salud a la vez que anunció que ante la falta de efectividad y la calidad de las compras realizadas el PSOE ha presentado en las Cortes las correspondientes iniciativas parlamentarias

Campos insistió en la necesidad de que la Junta aclare por qué los pedidos y los contratos realizados con las empresas están firmados por los representantes de organismos autónomos como son las diversas Gerencias en vez de por el consejero, Juan Carlos Suárez-Quiñones, que fue habilitado para ello y quien es el que ha engañado a la Junta con las certificaciones exigidas

Asimismo, pidió aclaraciones respecto a la encomienda contratada a Fung Yueng Trading Limited por valor de 15.325 euros para conocer si está relacionada a la gestión de la compra y al fraude cometido y se preguntó si la Junta ha identificado con claridad a las empresas que han fallado, si han repuesto material o dinero y si tomará algún tipo de medidas contra ellas

De igual manera consideró necesario pidió explicaciones acerca de por qué “la administración” “contactó y compró” a una empresa del Bierzo históricamente ligada a la agroalimentación, productos que no fabrica, que solo aprovecha a comercializar aludiendo a una “reinvención” por valor de 37.510+36.905 euros. “Esto certifica la sospecha de que la Junta mediante llamadas que sí, esas sí que son obscenas, ofrece contratos”, afirmó.

En el capítulo de las políticas de contratación de brigadas, Campos  puso de manifiesto las durísimas condiciones laborales sus trabajadores y  preguntó cuándo va a cumplir la Junta  con los acuerdos sindicales alcanzados en  2018 para la mejora de las condiciones laborales y de donde va a sacar los recursos económicos para cumplir con estos  acuerdos a la vez que consideró “difícil de entender” que la Consejería enviara a su casa los trabajadores con contrato que realizaban labores silvopastorales en vez de reubicarlos para colaborar en sencillas operaciones de desinfección temprana,  o cómo los agentes medioambientales no han sido conminados a participar en las labores preventivas y de control de los confinamientos en el medio rural, ayudando y apoyando a la población más aislada y envejecida.

Impactos: 45