Juan Carlos Fernández Domínguez, Concejal no adscrito en el Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo ha presentado una moción de urgencia para su debate y aprobación en la que solicita que el Ayuntamiento Pleno rechace la más que previsible subida de la tasa del Consorcio Provincial para la gestión de los residuos sólidos urbanos de la provincia de León (GERSUL),instar al Consorcio a  aclare la situación de caos económico y de gestión existente en el Consorcio y a que aclare el motivo por el cual el Consorcio ha incumplido el acuerdo Judicial  y que lleva generados en intereses según un medio de comunicación seiscientos mil euros (600.000.-euros)

Un informe del interventor del consorcio revela la necesidad imperiosa de subirla once euros: de los 38 que cobra actualmente a las viviendas a través del único recibo que gira a los contribuyentes de los 211 municipios de León una vez al año a los 49 euros. La última subida de la tasa se produjo en 2008, cuando pasó de 15 euros a 38.

Para el sector empresarial es aun más doloroso el previsible incremento que supone un importante desembolso decidido de acuerdo a la superficie de los negocios.

El principal problema del déficit de ingresos vía tasa reside, según el interventor del Ayuntamiento de León y de GERSUL, en que en su día los ingresos se calcularon en 16 millones de euros, aunque la realidad es que cada año al menos quedan sin cobrar 2,5 porque en realidad los recibos impagados de supuestos contribuyentes no deben pagar este servicio. Y la razón está en que para determinar los potenciales contribuyentes y el número de recibos que debían ser girados se realizó basándose en los padrones del IBI de cada ayuntamiento, en lugar de los de la recogida de basura, que son los que realmente también tienen que costear el tratamiento de esos mismos residuos. Con el criterio del IBI, centenares de inmuebles que pagan este tributo no deben abonar la tasa del CTR ´

La deuda histórica del Consorcio tiene que abonar con la UTE Legio VII, adjudicataria del servicio del tratamiento de los residuos, asciende a 23 millones de euros y un acuerdo tutelado por un juez fija el desembolso de esta cantidad sin que ambas partes hayan tenido que acudir a un proceso judicial largo y costoso. Sin embargo, de momento, el consorcio no ha hecho efectivo este pago, a pesar de que el juez fijó en el 1 de noviembre el plazo tope para hacerlo. Desde entonces han empezado a correr los intereses para Gersul y ahora, después de casi cuatro meses sin pagar, adeuda 600.000 euros más

Impactos: 92