La dirección provincial del PSOE ha acordado la suspensión de militancia de Joaquín llamas, alcalde de Villarejo de Órbigo, después de que éste saliera en libertad pero en calidad de investigado tras su paso por el juzgado de Astorga para prestar declaración ante la jueza que se ocupa de la causa separada de la operación Enredadera que se ha abierto en la capital maragata.

Así mismo, le pide que renuncie a todos sus cargos, es decir, al de alcalde de Villarejo de Órbigo y al de diputado provincial por el Partido Socialista.

Segun el secretario provincial del PSOE, Javier Cendón, la medida implicará también que Llamas sea apartado de la ejecutiva autonómica, donde ostentaba la secretaría de política municipal en Castilla y León.

Cendón, que ya ha comunicado la decisión del partido al propio Llamas, cree que “no habrá problemas” para que este renuncie a sus actas en el Ayuntamiento y el la Diputación.

La medida se amplía así mismo al militante Juan Simón, ex teniente de alcalde de Astorga, detenido también por su supuesta participación en la trama de amaños de contratos que investiga la operación enredadera.

Impactos: 17