El Ayuntamiento de Villarejo se congratula de la participación “masiva” de esta sexta edición y aplaude la gran calidad de las creaciones gastronómicas

La Feria de la Tapa de Veguellina de Órbigo, organizada por el Ayuntamiento de Villarejo de Órbigo, llegó a su fin pulverizando sus propios récords de participación a pesar de los condicionantes climatológicos y del hecho de haberse adelantado un mes respecto a anteriores ediciones. La cifra de más de 600 tarjetas rellenas por clientes que pasaron por la totalidad de los establecimientos participantes dan buena muestra de este resultado.

El alcalde, Joaquín Llamas, destacó el hecho de que algunos superaran las 2.600 tapas repartidas entre el sábado y el domingo. Tal fue el caso del Ébano Taberna, que consiguió con los  votos populares de los participantes anónimos erigirse en la mejor tapa de este año, “por tercero consecutivo”, destacaba entusiasmados Domingo y Miguel Anta, padre e hijo que regentan este establecimiento, gracias a su ‘Parmentier de mero, erizo de mar y zamburiñas gratinadas con langostino’.

Este año el premio a la Mejor Tapa estuvo reñidísimo, con Distrito 3 (‘Saquito de langostino con salsa de queso’) apenas a cuatro votos de distancia y Ángelo Jim  (‘Brocheta de dip de piña y pan aromarizado’) a tan sólo nueve.

Y es que la concejala de Turismo, Comercio, Ferias y Fiestas, Paula Gallego, resaltó que ha sido la gran calidad culinaria de las tapas elaboradas por los once establecimientos el secreto de la “masiva” afluencia de este año.

“Especialmente el sábado, fue una avalancha, tenían que salir unos clientes para entrar otros”, explicaba Domingo Anta, al tiempo que destacaba por encima de todo “la buenísima y sana competencia” que se ha vuelto a dar una edición más en esta cita culinaria ya consolidada en Veguellina de Órbigo. Por eso, Anta quería más que nunca “agradecer a todo el mundo que apueste por esta Feria”, tanto al Consistorio como a la Asociación de Empresarios del Órbigo (Aedo) como a todos y cada uno de los clientes.

La lista de premiados en metálico

Claro que éstos también tuvieron su premio, además del disfrute de un animadísimo fin de semana. Porque ayer ya se dio a conocer el reparto, por sorteo, de los cuantiosos premios de este año. Marta García Callejo, de Astorga, se llevó el cheque de 300 euros del primer premio, mientras el segundo -200 euros- recayó en Pilar Martínez Raposo, de Veguellina.

El tercer premio, de 100 euros más en metálico, fue a parar a Javier Jañez González, de San pedro de Pegas; y el cuarto -50 euros- a María Goretti Lameriñas Cambronero, de San Justo de la Vega. El cheque canjeable de 30 euros de Aedo, para consumir en el comercio del municipio, recayó en Daniel Pérez, de Veguellina de Órbigo.

Joaquín Llamas, que encabezó la comitiva municipal para entregar a los propietarios de Ébano Taberna el reconocimiento del Primer Premio, resaltó “por encima de todo la calidad y el compromiso” de la hostelería del municipio de Villarejo de Órbigo, y del comercio en general, que “suman muchos enteros para darnos a conocer turística y gastronómicamente en la provincia por motivos más que sobrados”. Y emplazó a “todos los que lo quieran comprobar durante el resto del año a comprobarlo en persona, porque les sorprenderemos”.

Impactos: 33