GOL VITOLO
CELEBRACIÓN GOL
CELEBRACIÓN GOL

No podía presentar mejor aspecto el Reino de León. Lleno absoluto para ver de nuevo a la selección en el primer partido oficial de la era Lopetegui. Tras la victoria en Bélgica en el amistoso y las buenas sensaciones dejadas, el combinado nacional vuelve a enganchar a la gente que parece que se ha olvidado, gracias a dios, de pitar a jugadores de su propio equipo. El rival, el modesto Liechtenstein, buscaba hacer un partido digno y no salir excesivamente goleado. Les salió mal.

El encuentro cumplió el guión previsto. Diego Costa, tan discutido los últimos días, hizo lo más difícil ante este tipo de equipos, abrir la lata en una jugada de estrategia. Por momentos, los centroeuropeos llegaron a formar hasta una línea de 6 hombres en la frontal de su área. La espesura era la protagonista. Apenas había huecos y la circulación de balón se tornaba muy lenta para poder superar la telaraña defensiva. Poco más ocurrió tras el gol en la primera mitad, salvo otro remate del hispano brasileño y una triple ocasión que acabó anulada por fuera de juego.

La reanudación comenzó viva, con alma. Hubo que esperar a la segunda mitad para ver a España en su esplendor máximo. Agárrense que vienen curvas. Silva no pudo definir tras regatear al portero y Koke mandó un escuadrazo en una falta lateral. A los nueve minutos, Sergi Roberto rompió líneas por el carril del ‘center’ y batió a Jehle. En ese momento se abrió la veda y cayeron dos más en apenas un minuto. Silva y Vitolo se encargaron de poner el tercero y el cuarto. Canarias sigue de moda y no sólo por el líder de la Primera División. El festival continuaba y Costa hacia doblete al anotar el quinto. El partido estaba para los aficionados que se divertían haciendo la ola. Hubo lugar para el debut de Marco Asensio, más que merecido por el enorme inicio de temporada que está haciendo. Desde su entrada, Morata se sumó a la fiesta con otro doblete. La fiesta la cerró Silva que se vengó del gol minutos antes anulado. Ocho goles aunque el marcador del campo no indicaba más de siete.

Festival español para empezar la era Lopetegui. Mejor no se puede iniciar. Siete goles en una segunda parte frenética ante un rival indefenso que sólo podía recoger los balones de su propia red. Diego Costa marcó y Morata también, el puesto de nueve está mejor que cubierto. León espera que pronto vuelva la selección. Esta vez sólo hubo aplausos. Esta vez, sí vinieron a ver a España.

Juan Lorenzana Prieto

 

Impactos: 231