El Ayuntamiento organizó unos encuentros con los que poner en común las claves para mejorar la atención y la detección dentro de la Estrategia Municipal de Promoción de la Salud 

 

Las jornadas sobre salud mental organizadas por el Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo a finales del año pasado arrojan una serie de conclusiones que se difunden con el objetivo de hacer hincapié en las necesidades que se deben abordar en este ámbito, en especial teniendo en cuenta la relevancia de la prevención así como las consecuencias detectadas desde los primeros momentos de la pandemia causada por el covid-19. 

Estas jornadas fueron organizadas por la Concejalía de Sanidad mediante su Estrategia Municipal de Promoción de la Salud en el municipio gracias a la convocatoria de ayudas del Ministerio de Sanidad y la FEMP con el objetivo de crear un espacio de análisis y debate sobre salud mental, favoreciendo la coordinación interprofesional para recoger fortalezas y necesidades. 

“Desde la Estrategia de Promoción de la Salud siempre hemos entendido en San Andrés del Rabanedo la salud mental como un derecho a proteger y, por tanto, algo sobre lo que trabajar”, explica la alcaldesa, Camino Cabañas, quien destaca que estas jornadas tuvieron “ponentes invitados que formaban parte del sector universitario, de la administración local y de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, además de profesionales del Hospital y de la Atención Primaria”, de ahí la importancia de estos encuentros con la presencia de diferentes visiones sobre esta realidad social.

Por eso una de las principales conclusiones extraídas de estas dos jornadas es que “se ha detectado que existe fatiga pandémica”, puesto que se vive un momento de incertidumbre, irritación social y agotamiento físico y psíquico. “También se han abordado aquellas propuestas y vías abiertas de futuro con las que vamos a seguir trabajando en el futuro y, sobre todo, hemos llegado a la conclusión de que es necesario extremar la educación, la coordinación y la colaboración entre todos los agentes sociales que formamos parte de la Estrategia para la Promoción de la Salud, abordándola desde una perspectiva salutogénica, es decir, no centrándonos en la salud mental como enfermedad, sino trabajándola desde la prevención”, agrega la regidora, que presidió las dos jornadas celebradas en el salón de plenos del Ayuntamiento, donde también se pusieron de relieve “los factores de protección o aquellos protocolos de detección precoz que permiten garantizar servicios de calidad y continuidad en el tiempo”. 

“Queremos destacar que las dos mesas de trabajo han arrojado una serie de conclusiones muy importantes y queremos felicitar no solo a los ponentes, sino también a todos los invitados que han participado creando una estrategia y una sinergia que va a mantenerse en el futuro”, subraya la alcaldesa, para la que “la salud mental es importante, es importante darle visibilidad y, sobre todo, es importante entenderla como un elemento más de la prevención de la salud”.

Diferentes colectivos sociales y sanitarios, pero también de otros ámbitos, estuvieron presentes como público en estas dos jornadas en las que se resaltó la necesidad de plantear el abandono del silencio en torno a la enfermedad mental y pasar al debate y la acción, además de incidir en el compromiso de todos los agentes implicados en estas estrategias de salud y en la educación para afrontar problemas, dificultades, toma de decisiones, autocontrol y habilidades sociales como factores de protección.

Cabañas muestra además la importancia de que “todas las administraciones hagan una apuesta clara en sus presupuestos y en sus políticas para dar visibilidad a la salud mental”, pero, sobre todo, que trabajen “de forma conjunta para lograr una proyección social de la salud pública desde un punto de vista global”. 

“Desde San Andrés del Rabanedo nos hemos marcado como hito desde el año 2017 abordar la Estrategia Municipal de Promoción de la Salud y hacer políticas activas en este ámbito, por lo que vamos a seguir en esta línea”, remarca la alcaldesa, quien anima al resto de administraciones locales a “dar un fuerte impulso a la promoción de la salud y, en concreto, a la visibilización, prevención y detección en cuanto a la salud mental”. 

Impactos: 49