El Consejo de Gobierno ha aprobado esta mañana la concesión directa de subvenciones a los ayuntamientos de Ávila, Burgos, León, Salamanca, Soria, Valladolid y Tordesillas, por importe de 70.345 euros para la mejora y adecuación de sus puntos limpios a la nueva normativa RAEE, de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos.

Las subvenciones financiarán gastos tales como la compra de contenedores y jaulas, básculas para pesado, techado de zona de almacenamiento, impermeabilización y recogida de derrames, herramientas informáticas para el registro de la entrada y salida de residuos, instalaciones para almacenamiento separado, elementos de información como carteles, paneles o señalización, mejora en la recogida itinerante de residuos y mejora en el control de acceso.

El coste total de los proyectos aprobados es de 82.759 euros, y las subvenciones aprobadas esta mañana por importe de 70.345 euros suponen el 85 % del coste total que es financiado por el MAPAMA y la Junta de Castilla y León. El 15 % restante lo aportarán las entidades beneficiarias.

El Plan Integral de Residuos de Castilla y León contempla como aspecto a impulsar dentro del modelo estratégico de gestión de residuos domésticos la mejora y optimización de la gestión de los puntos limpios implantando una logística que garantice la conservación íntegra de los aparatos eléctricos y electrónicos, para evitar que su deterioro dificulte su reutilización posterior, así como las actividades de recuperación de componentes y de materiales.

El Real Decreto 110/2015, de 20 de febrero, sobre residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE), establece que las instalaciones de recogida municipal, esto es, los puntos limpios, deberán adaptarse a determinadas condiciones de almacenamiento de dichos residuos.

El Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente ha desarrollado también una línea de ayudas denominada ‘Adecuación de puntos limpios a la nueva normativa de RAEE’.

Impactos: 20