En la apertura de curso de la Universidad de León, el rector ha anunciado la próxima instalación en ambos campus de energía térmica basada en biomasa.

La Universidad de León (ULE) ha celebrado en la mañana de hoy el acto académico solemne de inauguración del curso 2016-17, con una ceremonia de apertura en la que el rector, Juan Francisco García Marín, ha afirmado que “una universidad que no se aprecie, valore y estimule la investigación está condenada a la mediocridad”, al tiempo que, dado que su toma de posesión tuvo lugar hace pocos meses, ha pedido “un poco de paciencia, ya que a veces atender lo urgente, lo atrasado, nos obliga a posponer lo importante”.

Marín ha comentado que se han comenzado a abordar temas que consideraba de especial importancia, como las reparaciones y el mantenimiento de edificios, y ha adelantado un próximo acuerdo con la Consejería de Fomento y Medio Ambiente para la instalación en los campus de León y Ponferrada de energía térmica basada en el consumo de biomasa, “lo que hará que consumamos una energía compatible con el medio ambiente, menos contaminante y beneficiosa para nuestra región, además de abaratar su coste”.

Especial atención ha merecido en su discurso la Facultad de Veterinaria, que en mayo de 2017 tendrá su evaluación europea. “Esta universidad, -dijo-, no puede permitirse que la única titulación sometida a este tipo de evaluación fracase, cuando además es destacada en muchos otros aspectos”. Por ese motivo, “se están tomando las medidas que se señalaron en el informe europeo”.

La intervención del rector también se ha ocupado del funcionamiento de la ULE, y se ha mostrado partidario de “cambiar viejas costumbres y formas de obrar, y sustituirlas por otras más ágiles y eficaces. Les aseguro, -afirmó-, que persistiré en esa tarea y no cejaré en el empeño”. Entre los objetivos principales ha incluido la mejora de la situación del profesorado y personal de la ULE; se ha referido a la tasa de reposición que, en lo que afecta al profesorado, “es especialmente negativa, por debajo de universidades de nuestro entorno”, y ha avanzado su intención de “iniciar de forma inmediata los trámites para empezar a corregir este déficit”.

Tras expresar su confianza en que la Junta de Castilla y León “mantenga e incremente su dotación para las universidades públicas”, Marín ha insistido en que la rentabilidad de estos centros “solo puede entenderse de una manera: en términos de su contribución a la formación de profesionales universitarios que hagan que la sociedad sea mejor”.

El rector de la ULE se ha lamentado por la situación política actual en la que “la falta de un mínimo de profesionalidad y sensatez para formar gobierno nos ha conducido a una situación de cierre apresurado de ejercicio económico”, que entiende que probablemente se traduzca en recortes en las diferentes consejerías y en las universidades públicas. Por ello, se ha dirigido a Fernando Rey para indicar que “no se puede pedir excelencia a las universidades a la vez que se ahogan sus recursos”.

Su intervención ha finalizado poniendo de manifiesto que la ULE “es una fuente de recursos para su entorno y un motor, no solo científico o cultural, sino también económico”, y ha ofrecido las cifras de alumnos y trabajadores de los campus de León y Ponferrada, que avalan la importancia de la actividad que desarrolla, creando empleo y riqueza en toda la provincia de León.

La sesión se ha desarrollado en el Aula Magna San Isidoro del edificio El Albéitar y ha contado con la presencia, entre otras autoridades, del Consejero de Educación de la Junta, Fernando Rey, el alcalde de León, Antonio Silván, la subdelegada del gobierno, Teresa Mata, el presidente del Consejo Social de la ULE, Javier Cepedano Valdeón, el presidente del Consejo Comarcal del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel, los rectores de las Universidades de Burgos, Manuel Pérez Mateos, Valladolid, Daniel Miguel San José, Europea Miguel de Cervantes, Imelda Rodríguez escanciano, la vicerrectora de atención al estudiante y extensión universitaria de la de Salamanca, Cristina Pita Yáñez, así como representantes de la diputación provincial, ayuntamientos del alfoz de León, cabildo catedralicio y base aérea de la Virgen del Camino.

MEMORIA DEL ANTERIOR CURSO ACADÉMICO

En la lectura de la memoria del pasado curso académico, la Secretaria General de la ULE, Mª Pilar Gutiérrez Santiago, ha comentado que el número de alumnos fue de 13.500. De ellos, 700 cursaron estudios de doctorado, y los matriculados en enseñanzas de posgrado fueron 1.700 en números redondos, (400 en títulos oficiales y 1.300 en títulos propios).

Gutiérrez Santiago ha reseñado que los estudiantes de la ULE recibieron 3.184 becas del régimen general del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, 34 becas de la Comunidad Autónoma del País Vasco, 25 ayudas de la ULE por escasez de recursos y 16 becas de fundaciones para la realización de másteres y doctorado.

En el capítulo de personal explicó que, “a día de hoy la plantilla de personal docente de la ULE está integrada por 739 profesores, de los que 520 son funcionarios”. En el caso de personal de administración y servicios (PAS), la cifra está en 471. “Ante todo la Universidad es ciencia, -afirmó la Secretaria General-, de ahí que la investigación, tanto la creación de conocimiento como su transferencia y divulgación, sea el eje cardinal de nuestra institución”. En este sentido apuntó que la ULE tiene un “valioso potencial humano en este campo, que queda de manifiesto en la renovación reconocimiento para el año 2016 de 129 grupos de investigación, que en su conjunto integraron un total de 1.315 investigadores (821 miembros y 494 colaboradores).

Otros aspectos que ha destacado la secretaria general son el gran atractivo de la ULE para los estudiantes de otros países, lo que se refleja en el éxito de los programas de intercambio que trajeron a León cerca de 500 alumnos de todo el mundo, así el esfuerzo realizado desde el Centro de Idiomas y el Instituto Confucio para aumentar sus actividades, y la gran proyección exterior que se ha alcanzado, tanto por los congresos, cursos de verano y de extensión universitaria llevados a cabo, como por la variada programación cultural, el programa interuniversitario de la experiencia y los numerosos eventos deportivos.

FERRI DEFENDIÓ EN SU LECCIÓN LA IMPORTANCIA DE LAS VACUNAS

A la conclusión de las palabras de la Secretaria General ha tenido lugar la entrega de los Premios Extraordinarios de licenciatura, grado y máster correspondientes al curso 2014-15, y seguidamente ha tomado la palabra Elías F. Rodríguez Ferri, Catedrático de Sanidad Animal, que ha impartido la lección inaugural, titulada: “Vacunas y vacunaciones. Un arte de prevenir enfermedades y más …, que salva vidas”.

En su charla ha realizado un interesante repaso por la manera en que los seres humanos han desarrollado a lo largo de la historia las herramientas precisas para defenderse de las enfermedades infecciosas, desde que en 1076 un médico inglés, Edward Jenner, utilizó material de las pústulas de una vaquera contagiada de viruela de las vacas para proteger frente a la viruela humana.

“Los grandes descubrimientos científicos del siglo XX y actuales, -explicó- han revolucionado esta ciencia, ahora denominada vacunología, sobre todo como consecuencia de la revolución genética o molecular, que ha permitido obtener productos muy purificados, seguros y eficientes”.

Para concluir su lección, el catedrático defendió que gracias a las vacunas se ha erradicado la viruela en el caso del hombre, y la peste bovina en el caso de los animales, lo que hace que hayan sido calificadas como “el invento más importante en la historia de la Humanidad, por delante incluso de los antibióticos”.

Impactos: 50