La Policía Local de León recibió ayer, viernes, sobre las once de la noche el
aviso de una mujer que aseguraba que su hijo se encontraba retenido
contra su voluntad en una vivienda y que para salir de ella le pedían 2.000
euros. Los agentes planearon un encuentro entre la mujer y los supuestos
secuestradores de su hijo para entregarles el dinero solicitado. Al llegar al
lugar que habían concretado, una mujer afirmó conocer al secuestrado,
quien también apareció allí a continuación reconociendo haber consumido
cocaína. Regresó entonces con su madre al domicilio, mientras que la mujer
con la que estaba fue finalmente detenida por resistencia a la autoridad al
negarse a ser trasladada a dependencias de la Policía Nacional tras
comprobar sus requisitorias.
Violencia de género
Asimismo, la Policía Local de León tuvo que intervenir en la tarde de este
viernes en un caso de violencia de género registrado en la ciudad. Los
agentes fueron requeridos para asistir a un domicilio en el que una mujer
había sido agredida por su pareja, un varón que había llegado ebrio a la
vivienda. Tras romper varios enseres, fue cuando se produjo la agresión a la
mujer. Al lugar de los hechos acudieron a continuación agentes de la Policía
Nacional, a dos de los cuales también agredió el varón que finalmente fue
detenido.

Impactos: 34