El presidente de la institución provincial ha incidido en que este plan se apoya “en los recursos endógenos diversos, significativos, valiosos y, en muchos casos, únicos de la zona” para desarrollar un total de 27 acciones organizadas en cuatro líneas de intervención

Este proyecto, promovido por la Diputación de León, resultaba seleccionado junto con otros 24 de toda España entre las 154 propuestas que optaban a la primera convocatoria del Programa de Planes de Sostenibilidad Turística en Destino

El Plan de Sostenibilidad Turística Montaña de Riaño, que promovido por la Diputación de León resultaba seleccionado junto con otros 24 de toda España entre las 154 propuestas que optaban a la primera convocatoria del Programa de Planes de Sostenibilidad Turística en Destino, elaborado por la Secretaría de Estado de Turismo con la participación de las comunidades autónomas, ha recibido este miércoles el respaldo de todas las administraciones implicadas. El Ayuntamiento de Riaño ha puesto el escenario para la firma del convenio de colaboración entre la Secretaría de Estado de Turismo, la Consejería de Cultura y Turismo de la Junta de Castilla y León y la institución provincial, que se traduce en una inversión de fondos por parte del Gobierno (40%), la Junta (40%) y la Diputación (20%) de hasta los 2.375.000 euros en que se han cifrado el coste de las actuaciones, a ejecutar en un plazo de tres años.

El presidente de la administración provincial, Eduardo Morán, que ha estampado su rúbrica en el acuerdo junto a la del secretario de Estado de Turismo, Fernando Valdés, y el vicepresidente del gobierno autonómico, Francisco Igea, ha recalcado la esencia de estos planes, “buscar nuevos modelos en aras de un desarrollo turístico sostenible, con planteamientos que incluyen el mejor aprovechamiento de los recursos, la creación de nuevos productos y la fijación de población en zonas de interior”.

En este sentido, ha dejado constancia de que la propuesta promovida por la Diputación tomaba como referencia el Plan Estratégico de Turismo elaborado en 2018 para el Grupo de Acción Local Montaña de Riaño, y que contempla actuaciones en el territorio integrado por 25 municipios de seis comarcas del noreste de la provincia (Montaña de Riaño, Picos de Europa, Cea, Tierras de León, Alto Porma y Los Argüellos). Una zona que presenta una ratio de riesgo de despoblación “muy preocupante y que espera encontrar en esta iniciativa otra herramienta potente y útil en la persistente batalla que todos mantenemos contra esta grave amenaza que sufren casi todas las zonas rurales de nuestra provincia”.

Morán ha incidido en que este plan se apoya “en los recursos endógenos diversos, significativos, valiosos y, en muchos casos, únicos de la zona” para desarrollar un total de “27 acciones organizadas en cuatro líneas de intervención que pretenden planificar el destino en clave de sostenibilidad turística, crear, mejorar y diferenciar los equipamientos y los productos turísticos, así como promocionarlos”. En concreto, ha desgranado los ocho productos turísticos a desarrollar, que son “la Ruta Vadiniense, la conducción lenta por carreteras escénicas, las rutas familiares, el reclamo de productos alimentarios artesanales de kilómetro cero, la pesca sostenible, los viajes en barco por el embalse de Riaño, el Ecoturismo y la denominada Experiencias del Curueño, que incluye la estación invernal de San Isidro como reclamo”. Todo ello, ha añadido, “apoyado por una plataforma web, un mapa interactivo y una estrategia de promoción”.

Asimismo, dentro de la mejora de los equipamientos de uso público, ha destacado la revalorización y diferenciación temática de los museos, la ampliación de instalaciones, la mejora de la accesibilidad o la recuperación de estructuras mineras y su adecuación interpretativa, así como la adecuación de 22 miradores para la contemplación y la fotografía y una APP de autoguiado de rutas y senderos.

“Otra de las acciones busca mejorar la información que recibe el visitante mediante el equipamiento de las oficinas de turismo, la creación de dos nuevas y el funcionamiento en red con las del Parque Nacional de Picos de Europa y Parque Regional de Montaña de Riaño y Mampodre”, señalaba el presidente de la Diputación, que ha avanzado que se editará una carpeta informativa para las empresas turísticas, ayuntamientos y juntas vecinales, una guía de visita del territorio y una guía de senderos, ambas traducidas al inglés y francés, además de un calendario ecoturista.

El plan también prevé la implantación del Sistema de Reconocimiento de la Sostenibilidad Turística Red Natura 2000 en 2021 y la adhesión al Club Ecoturismo en España en 2022, la creación de la Mesa de Turismo Sostenible y una campaña de sensibilización ambiental y divulgación para empresas turísticas y agroalimentarias, ayuntamientos, juntas vecinales y colectivos sociales.

En resumen, ha concluido Morán, “se plantea el desarrollo de un conjunto de acciones concatenadas y consensuadas con todos los actores implicados (empresas turísticas y agroalimentarias, ayuntamientos y juntas vecinales, colectivos culturales, ambientales, educativos…)”. Un proyecto que ya está marcha desde que el pasado 13 de febrero quedara constituida, vía telemática, la Comisión de Seguimiento, que velará por el desarrollo del proyecto en los tres años del periodo de ejecución previstos.

El acto de puesta de largo de esta ambiciosa iniciativa para un amplio territorio del noroeste de la provincia ha contado con la representación de todos los ayuntamientos implicados, así como de autoridades de las distintas administraciones que han sellado este miércoles su compromiso con el desarrollo de este plan.

Impactos: 36