Los cinco países europeos que, liderados por la Agrupación, participan en el proyecto ‘Rural Heritage’ empiezan a desarrollar el material formativo para profesionales expertos en patrimonio cultural rural

La Agrupación Europea de Cooperación Territorial (AECT) León-Bragança, compuesta por la Diputación de León y la Cámara Municipal de la localidad portuguesa, ha celebrado este jueves asamblea general de forma telemática bajo la presidencia del máximo dirigente de la institución provincial de León, Eduardo Morán, de acuerdo al sistema rotatorio bianual de alternancia en el cargo con el responsable de la Cámara de Bragança, actualmente Hernani Dinis Venâncio Dias. Por parte de la Diputación de León también han participado en la asamblea el vicepresidente Matías Llorente, el diputado José Pellitero y los técnicos miembros de la misma.

Entre los asuntos tratados se ha revisado el estado de los proyectos, destacando los avances en el denominado ‘Rural Heritage’. Esta iniciativa, coordinada por la AECT y financiada por el programa Erasmus+, persigue la promoción de un plan de formación de guías-intérpretes del Patrimonio Cultural Rural en los cinco países europeos que participan en el mismo: Italia, Eslovenia, Hungría, Portugal y España. En este sentido, desde que el pasado año este proyecto recibiera la aprobación de Europa, se han desarrollado diversas reuniones entre las entidades que forman el consorcio del mismo – la AECT León-Bragança como coordinadora y la empresa de consultoría medioambiental SERVIMA, ambas con sede en León; CORANE, una Asociación de Municipios del Noroeste de Portugal, con sede en Bragança; la Universidad de Budapest, Eötvös Loránd, en Hungría; el Instituto de la República de Eslovenia de Educación y Formación Profesional (CPI) centro oficial para la Formación Profesional; y FOR.ES, un centro privado de formación profesional italiano de Trento- de cara a definir el proceso de elaboración del material formativo que guiará el aprendizaje de los futuros expertos en patrimonio cultural rural.

El objetivo del ‘Rural Heritage’ es contribuir a la profesionalización y al desarrollo económico basado en el uso del patrimonio con fines turísticos en las áreas rurales, a través de un plan formativo y materiales destinados a la formación profesional, tanto a profesores y estudiantes, como a la población rural, tratando de mejorar el acceso a la formación y las cualificaciones para todos. Además, se persigue la sensibilización sobre la importancia del patrimonio cultural rural, material e inmaterial, fomentando el intercambio intercultural e intergeneracional del patrimonio rural europeo.

El otro proyecto que el pasado año recibía el visto bueno de Europa, denominado ‘My language your language’ y en el que la AECT participa como socio, tiene como finalidad intercambiar buenas prácticas sobre los factores de éxito para una buena participación ciudadana. El objetivo es analizar buenos métodos y buenas prácticas en el contexto de la participación cívica, a nivel internacional, para recibir más formación y aprender habilidades sobre cómo la participación puede estar orientada a determinados grupos objetivo para tener el éxito deseado.

Del mismo modo, en la asamblea celebrada este jueves se ha dado cuenta de la liquidación del presupuesto del último ejercicio y ha reorganizado el calendario de actividades aprobadas para este año.

Impactos: 35