El pasado día 27 de mayo de  2021 el Ayuntamiento de Valdefresno aprobó la moción presentada por Izquierda Unida, a través de su concejala Aurora Panizo, sobre los bienes inmatriculados del municipio por parte de la Iglesia católica.

La moción fue aprobada por  seis votos a favor (cuatro del PSOE, uno de  UPL y el de IU, que presentaba la moción) y cinco abstenciones de PP y Cs.

En el municipio de Valdefresno son quince los bienes inmatriculados por la iglesia católica. De ellos, nueve corresponden a las iglesias parroquiales de  Navafría, Santovenia del Monte, Solanilla, Villafeliz, Tendal, Valdefresno, Santibañez del Porma, Sta Olaja del Porma y Carbajosa. Además, uno cementerio, el de Tendal; tres casas rectorales: Corbillos, Arcahueja y Villacil; y  dos fincas o solares: un huerto en Santibáñez del Porma y una finca rústica en Solanilla.

Para IU, este hecho es un espolio patrimonial monumental. La Iglesia lleva décadas arrebatando bienes a su auténtico titular, el Estado, o los municipios. Hasta el año 2015 la iglesia católica ha inmatriculado miles de bienes con el simple certificado del diocesano correspondiente sin acreditar título de propiedad. Entre los años 1998 y 2015 se inmatricularon 34.961 bienes. Muchos de ellos habían sido construidos y restaurados con dinero público o del pueblo y sobre la inmensa mayoría de los mismos pesa la responsabilidad pública de su tutela cultural y patrimonial. De esta manera, además del expolio, ni siquiera paga IBI, o el mantenimiento de los edificios.

En la moción, desde IU se pide al Ayuntamiento de Valdefresno que inste a los registros de la propiedad de León a que emita y remita al ayuntamiento todas las notas simples de las inmatriculaciones realizadas en esos registros al amparo y durante la vigencia del artículo 206 de la ley Hipotecaria (1946 a 2015) por la iglesia católica en sus distintas denominaciones: diócesis, obispado, parroquia o similares.

También se pide al ayuntamiento que dé traslado a los grupos municipales de la corporación de la información remitida por los registros de la propiedad y se haga llegar dicha información a la ciudadanía. Y se insta al Gobierno de España a que ordene la cancelación por nulidad insubsanable de todas esas apropiaciones y posibilitar la reclamación de la titularidad del dominio de dichos bienes por sus legítimos titulares.

En el caso del Ayuntamiento de Valdefresno se da la paradoja de que se aprobó el punto primero de la moción (el de pedir la nota simple a los registros) por unanimidad, a pesar del resto de votaciones.

Desde Izquierda Unida, la coordinadora local, Carmen Franganillo declara que “Sabemos que revertir esta situación de espolio es muy difícil, pero nos parece muy importante que se haya aprobado la moción y que los vecinos y vecinas de los pueblos tengan conocimiento de ello, la mayoría no saben que sus iglesias, u otros bienes ya no son suyas desde hace tiempo. Seguiremos luchando para cambiar las cosas y devolver al pueblo lo que es del pueblo. Nos parece lamentable que en el Ayuntamiento de León ningún partido haya recogido la misma moción, para que en la ciudad se pueda comenzar a realizar acciones es este sentido.”

Impactos: 31