La celebración de una nueva edición de la Mesa por León en el día de ayer, vuelve a confirmar los presagios de UPL al respecto, un conciliábulo sobre el que ya dijimos que es un enredo para que nada cambie y donde ha primado salir en la foto por encima de los verdaderos objetivos que debería de tener. Fiar proyectos a 10 años vista es un poco más de humo sin certeza de inversiones claras y concretas. Desgraciadamente dentro de 10 años esto será un solar.

No podemos olvidar que esta Mesa por León nacida de la voluntad de los sindicatos, con la mejor de las intenciones hasta la fecha, en todas las reuniones que se han sucedido no ha habido ni un solo avance que podamos reseñar ni tan siquiera como mínimamente positivo.

Enredar con promesas de futuro a los leoneses afirmando que los fondos europeos serán una ayuda importante es una forma de confundir a los ciudadanos ya que son una solución para todas las provincias, y no solo para León, no son fondos adicionales ni específicos.

Por eso desde UPL exigimos seriedad, compromiso y sinceridad a los componentes de la Mesa por León. Esta tierra no necesita más promesas, es urgente, importante y cada vez más necesario que se vean hechos y realidades, ha afirmado el secretario general de UPL, Luis Mariano Santos, quien lamenta que este tipo de auténticos aquelarres políticos no sirvan más que para lanzar noticias, que desafortunadamente suelen quedar en las hemerotecas.

Impactos: 23