El ínclito vicepresidente de la Junta de C. y León, señor Igea, ha utilizado las redes sociales para amenazar con extender las medidas restrictivas de la actividad económica que se han tomado para las provincias de Segovia, Ávila y Palencia, al resto de provincias tanto de la Región Castellana como de la Región Leonesa, no teniendo en cuenta la actual situación de depauperación económica y cierre de multitud de negocios como consecuencia de estas medidas restrictivas. Concretamente, hemos tenido conocimiento de la lamentable noticia de que en la provincia de León se han cerrado cerca de 2.000 negocios con la pérdida de más de 4.000 empleos como consecuencia de las mismas.

Por supuesto que estamos, desde UPL, comprometidos con la salud de todos los leoneses, pero desde luego no podemos estar de acuerdo en absoluto con una serie de medidas que se tornan absolutamente discriminatorias y abusivas.

Es evidente la ineficacia y hasta cierto punto absurda, la medida de cierre perimetral de toda la comunidad autónoma, teniendo en cuenta la enorme extensión de la misma, superior a muchos países de la Comunidad Europea, y la paradoja que desde la Región Leonesa no se pueda ir a Orense y sin embargo se pueda ir a Soria, con una distancia mucho mayor.

Por tanto, consideramos, que si los datos de la pandemia se disparan como para tomar medidas restrictivas que permitan rebajar la curva en un plazo prudencial, no puede tampoco adoptarse la medida del cierre por provincias completas, porque ello supone una clara discriminación si tenemos en cuenta que, por ejemplo en la provincia de León, pudiera ser que la ciudad de Ponferrada o Villablino tuvieran unos datos aceptables y se vieran abocados al cierre porque en una zona de la provincia, y los datos totales provinciales, fueran peores.

Como consecuencia de ello, desde UPL proponemos que los cierres perimetrales se hagan tomando como ámbito las ciudades y pueblos, como así ha hecho la comunidad autónoma de Galicia que, con buen criterio, ha adoptado este tipo de cierres perimetrales más adecuados a los datos epidemiológicos de cada zona y localidades y que buenos resultados le ha dado a citada comunidad, por cierto también regida por el Partido Popular, exigiendo al señor Igea, como a la también ínclita consejera de Sanidad, la señora Casado, que junto con su vicepresidente, de Ciudadanos, tengan en cuenta a la hora de la toma de decisiones los datos particulares de cada zona y adopten las medidas con criterios que también permitan la actividad económica en aquellos lugares donde las curvas de contagio sean satisfactorias, así como se habiliten nuevas líneas de ayudas que lleguen rápidamente a las empresas y autónomos, no como hasta ahora que las primeras ayudas, en cantidades ínfimas, han llegado a las empresas y autónomos en el mes de diciembre.

Eduardo López Sendino

Vicesecretario de UPL

Impactos: 18