El Eneicat RBH Global afronta desde este jueves 20 de febrero su primera prueba por etapas de la temporada. Será la cuarta edición de la Setmana Valenciana, que arrancará con una etapa entre Gandía y Cullera.
Con el buen sabor de boca que dejó el estreno de 2020 en Valencia, muy cerca de donde ahora correrán las ciclistas de Enerutz Iturrriaga, el reto es probarse ahora en una carrera igual de exigente, con cuatro etapas que combinarán jornadas para las velocistas con otras en las que los puertos cortos pero duros de la Comunidad Valenciana dictarán sentencia.
Una cita internacional, que recorrerá las tres provincias valencianas del 20 al 23 de febrero recorriendo en total 460 kilómetros y con 174 corredoras de 25 equipos en la línea d esalida y entre ellos el equipo profesional leonés, que será uno de ocho españoles que tomen parte en la prueba valenciana en la que destacan nombres de primer nivel mundial como la alemana Clara Koppenburg -ganadora de la pasada edición- o las campeonas del mundo Anna Van Der Berguen y Chantal Black.

El Eneicat RBH Global pondrá sobre el asfalto un plantel de lujo comandado por Ziortza Isasi, que ya dejó patente su buen momento en Valencia y por la rusa Anastasia Pliaskina y junto a ellas, Anna Baidak , Mayuko Hagiwara, Alessia Bulleri, Lija Laizane y Eukene

Larrarte. Un ‘siete’ el del equipo leonés que tratará de dejarse ver en las cuatro jornadas que empezarán con una etapa llamada a decidirse al sprint al final de los 103 km que separarán la salida de Gandía de la meta de Cullera. Más exigente parece la segunda jornada –viernes 21 de febrero- entre Agost y Finestrat, con 126 km de recorrido y dificultades orográficas suficientes para definir el grupo de aspirantes a la victoria final. La tercera etapa será la más corta -94 km- con salida en Valencia y final en Sagunto y con un previsible desenlace al sprint. El domingo 23 de febrero se coronará a la campeona de esta Setmana Valenciana después de 140 km entre Betxí y Villarreal con puertos en su recorrido.

Impactos: 37