La noticia aparecida en los medios de comunicación sobre la imposibilidad de que la apertura del Hostal de San Marcos contemple su categoría de 5 estrellas que ostentaba supone un varapalo para el estatus no sólo de este Parador, sino para toda la ciudad de León, que ve cómo se pierde el único alojamiento de con 5 estrellas que tenía y que ha sido un referente de turismo a nivel nacional.

La historia del mismo supone un auténtico despropósito que ha ido de mal en peor, dando tumbos con promesas que posiblemente no se cumplan y rebajando la categoría con al que contaba este emblemático edificio de nuestra ciudad. Resulta lamentable, además, que la plantilla de los trabajadores se vaya a ver reducida precisamente por el cambio de condición del Hostal, que al no contar con 5 estrellas tendría que prescindir de una parte de la plantilla, sobre todo por la falta de plazas hoteleras al no contar con la segunda fase prometida.

Y es que San Marcos no es un caso aislado, el resto de los Paradores frustrados de la provincia de León sin presupuesto, como el de Villafranca, el de Villablino que nunca se ha hecho, o el de Riaño que está aún a la espera de que se rehaga.

Asimismo, desde Unión del Pueblo Leonés queremos recordar que en los acuerdos suscritos con el Partido Socialista en relación con la gobernabilidad de la Diputación Provincial, existe el compromiso de terminar el proyecto de ejecución de la segunda fase del Parador de León a lo largo del primer semestre del 2020, paso previo, necesario e ineludible para que podamos recuperar el esplendor perdido del Hostal de San Marcos.

Eduardo López Sendino, Vicesecretario de Unión del Pueblo Leonés

Impactos: 31