Podemos ha registrado hoy en las Cortes una serie de preguntas y ha solicitado el contrato que la Consejería de Sanidad tiene con la empresa Vitarest a raíz de las denuncias recibidas por el personal sanitario de los Puntos de Atención Continuada respecto al catering frío y de baja calidad que reciben como manutención en sus horas de servicio. Unos menús cuyo valor es muy inferior a los que recibían antes de 2012, año en que la Consejería de Sanidad suprimió el derecho de los y las profesionales a la comida. Dicha decisión acabó en los tribunales y la solución reciente ha sido la de establecer estos nuevos menús que nada tienen que ver con una alimentación saludable y de calidad.

Desde Podemos investigaremos el tipo de contrato que la Consejería de Sanidad ha firmado con la empresa y exigimos responsabilidades ante este atropello de los derechos del personal sanitario. Además, consideramos insuficiente la medida establecida de habilitar un correo para manifestar las quejas, sin que por parte de la Consejería se promuevan soluciones rápidas y eficaces.

Entendemos que en primer lugar se debe supervisar el contrato y que de establecerse como cierto el bajo coste permitido por la Consejería de Sanidad ésta debe rescindirlo. En segundo lugar, con la mayor celeridad posible es necesario recuperar el sistema de comidas de antes de 2012, en el que se acudía a un restaurante o cafetería de proximidad, lo que, sobretodo en el medio rural, promovía el empleo y los servicios cercanos. Es evidente que la política del Partido Popular y de Ciudadanos como nuevo socio de Gobierno y responsable de la Consejería de Sanidad sigue siendo la de menospreciar las condiciones laborales del personal sanitario y por ello seguiremos promoviendo la defensa de sus derechos y buscando soluciones para que este tipo de situaciones no se vuelvan a dar y se recuperen al 100% derechos perdidos como en el caso que nos ocupa.

Impactos: 29