La concejala de Izquierda Unida de San  Andrés del Rabanedo, Laura Fernández, denuncia que “paseando en el día de ayer por el Barrio de la Sal, en el parque de la calle Tizona, una niña se clavó una astilla mientras jugaba en el tobogán. Según comentaba la madre de la niña eso es lo más habitual, puesto que los juegos de madera de los parques son en general muy antiguos y están muy deteriorados. En ese mismo parque, otra mujer nos comentaba que había tenido que dejar de llevar allí a su sobrina porque el último día que la llevó se cayó y se hizo daño debido al mal estado, con agujeros y desniveles, del caucho del suelo”. El mismo estado de deterioro presentan los juegos de madera del parque contiguo en la calle Zenit, astillados y suponiendo un gran peligro para los niños y niñas, y agravando la situación la falta de la placa de protección de un lateral del tobogán.

Esta es la realidad de la mayoría de los parques del municipio que, con un servicio de mantenimiento abandonado año tras año, se encuentran en un estado de deterioro cada vez mayor, y hace que las niñas y niños no puedan disfrutar de este servicio, que no debemos olvidar, es el equipo de gobierno quien debe garantizarlo a través de su gestión, y debe de hacerlo prestando especial cuidado a la seguridad de los más débiles, en este caso las niñas y niños del municipio.

“En la pista deportiva de la calle Pedro Machuca unos niños que jugaban al baloncesto se quejaban diciéndonos cómo debían tener cuidado porque la valla está medio suelta en algunos lugares, cuando no rota, y tropezar contra ella puede suponer su rotura provocando la caída accidental de los niños. También faltan las redes de protección junto a las canastas, y los balones, al no encestar o al escaparse durante el juego, pueden acabar golpeando a algún transeúnte” continúa indicando la portavoz de IU, Laura Fernández.

Este deterioro está presente en todos los parques de nuestro municipio, en el parque de la calle Colada un balancín está decapitado puesto que la cabeza de madera estaba podrida y se rompió. Otro juego a su lado está inservible, dando testimonio del abandono que existe. Los jardines presentan partes sin hierba o con ella seca, señal de que los aspersores llevan tiempo sin funcionar y riegan sólo ciertas partes. También los setos están secos a trozos. La concejala de Izquierda Unida sigue insistiendo en que “muchas fuentes que nos encontramos por el recorrido están rotas y no funcionan, y si alguien se quiere sentar en un banco deberá buscar en cual, porque a un número importante de ellos les faltan tablas. Por todos estos motivos, hemos remitido a la alcaldesa más de una veintena de fotografías que demuestran el abandono de todas estas infraestructuras lúcidas y de ocio, esperando que viendo la realidad con sus propios ojos y teniendo constancia de la opinión de vecinas y usuarios, empiece a trabajar por aquello que realmente preocupa a la ciudadanía, y en el mantenimiento de esos servicios que quienes pagan sus impuestos esperan encontrar con una calidad y seguridad suficiente para su disfrute”

Según Laura Fernández “no se puede estar presumiendo de que el ayuntamiento tiene superávit y no atender las necesidades diarias de nuestras población, como es el

Impactos: 137