Pablo Fernández ha mantenido un minuto de silencio en el último Pleno celebrado hoy en Las Cortes de CyL “por el estruendoso silencio que constituye la dolorosa realidad de cientos de pueblos abocados al olvido” por el gobierno de Herrera.

“Ahora que su singladura al frente del ejecutivo toca a su fin, sin duda, el epitafio que mejor se refiere a su persona es el de Juan Vicente Herrera, el despoblador” ha sentenciado Pablo Fernández durante su intervención en el último Pleno de la legislatura celebrado hoy en Las Cortes de CyL. Cabe recordar que también se trata del último Pleno para el, hasta ahora, presidente de la Junta de Castilla y León tras 18 años de presidencia autonómica.

Según el secretario general autonómico de Podemos, “es evidente que la acción gubernamental en el crepúsculo político de Herrera ha sido nula porque ha profundizado en las políticas que han propiciado que su gobierno se resuma en despoblación, precariedad, desigualdad, corrupción y exilio”. Además, según palabras del portavoz de Podemos en Las Cortes CyL, el presidente de la Junta “va a acabar su legislatura atrincherado en su torre de marfil y negando la mayor”.

Y es que los datos señalan que Castilla y León vive, actualmente, una situación de emergencia social ya que la población ha perdido 53.598 habitantes en la última legislatura, la mayor caída del conjunto del país. Por otra parte, el 95% de los contratos rubricados en el último año en la comunidad son de carácter temporal.

También es alaramante la brecha salarial padecida por las mujeres castellanas y leonesas que, a día de hoy, cobran 4.557 € de media menos al año que los hombres.

En el mismo sentido, los autónomos han descendido en 10.200 en la última legislatura convirtiéndose también en la mayor pérdida de este colectivo en el país. Asimismo, los servicios públicos también se han visto devastados como consecuencia de los recortes presupuestarios pese a que la deuda contraída por la comunidad se ha incrementado en 1.916 millones de euros en esta legislatura hasta llegar a los 12.473 millones de euros. En esta mismo plazo, además, diversas sentencias de los tribunales les han hecho merecer el apelativo de “antisistema” según el líder autonómico de la formación morada que no ha dudado en recordar al presidente “las muchas tramas en las que su partido político se ha visto envuelto en los últimos años situando a Castilla y León en el centro de las corruptelas que abochornan y mancillan a sus habitantes”.

Frente a todo esto, Pablo Fernández ha apostado por una “Castilla y León más justa y equitativa en la que las personas sean lo primero” porque, frente al gobierno de Herrera “para una minoría de afines y privilegiados”, Fernández aboga por concebir la política como una “herramienta al servicio de la mayoría de la gente”.

El SG de Podemos CyL ha concluido su intervención citando a Miguel Hernández en su apuesta por una “tierra que no renuncie jamás a soñar, que no se resigne, en la que lo indócil sea un deber frente a los decretos de servidumbre de los poderosos y en la que el amparo y la fraternidad sean las raíces éticas del próximo gobierno de cambio en esta comunidad”.

Impactos: 24