Después de la derrota sufrida la pasada jornada, la primera de esta temporada en el pabellón de San Esteban, el Patatas Hijolusa quiere regresar a la senda de la victoria y hacerlo dejando una buena imagen a sus aficionados que podrán verle en su pabellón en tres de las cuatro próximas jornadas.

El colista, el Cerdanyola, será el rival que esta segunda jornada de la segunda vuelta (sábado 26 de enero, 20:30 horas) visitará San esteban. Un equipo que todavía no sabe lo que es ganar y que fuera de su pabellón le está costando mucho competir los partidos a sus rivales.

Para el Patatas Hijolusa el reto debe ser regresar a su buen momento del mes de diciembre en el que se mostró como ese equipo dominador y regular que busca su entrenadora, Moses, para aspirar a la pelea por el ascenso. Un reto que ya han demostrado que está a su alcance y que tratará de seguir cimentando a costa de un equipo que esta temporada se estrena en Liga Femenina 2 y que tiene en Marta Arbizu su jugadora más determinante en una plantilla joven, con poca experiencia y sin refuerzos extranjeros.

Impactos: 15