El Ministerio sigue de cerca la evolución y ha conseguido que el 29 de enero se convoque, en el seno de la Comisión Europea, un Grupo de Alto Nivel para estudiar la situación.

Ante el anuncio de una de las empresas del sector de reducir el precio que paga por la remolacha, la delegada del Gobierno trasladó su preocupación por el futuro de las plantas que esta empresa tiene en Castilla y León

La delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones, se reunió ayer en la sede del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, con el secretario general de Agricultura y Alimentación, Fernando Miranda, para abordar la problemática del sector de la remolacha azucarera tras el anuncio de una de las empresas del sector de reducir sensiblemente el precio al que paga la remolacha a los agricultores.

Barcones ha trasladado al responsable ministerial su preocupación por la repercusión que esta medida pueda tener en el futuro de las tres fábricas que esta empresa tiene en Castilla y León: En La Bañeza (León), en Toro (Zamora) y en Miranda de Ebro (Burgos).

Fernando Miranda le trasladó que el Ministerio está siguiendo muy de cerca la evolución del sector. El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, en el Consejo de Ministros de Agricultura de la UE del pasado mes de noviembre, trasladó a la Comisión Europea su preocupación de la situación del sector azucarero.

Desde el Ministerio se ha solicitado a la Comisión la adopción de medidas y se ha conseguido que la Comisión convoque un Grupo de Alto Nivel para evaluar la situación del sector para el próximo 29 de enero. El Ministerio mantiene contactos continuos con el sector para hacer un seguimiento de la situación y en su caso valorar las posibles medidas a adoptar.

Impactos: 18