Dado que las movilizaciones de la planilla de Ayuda a domicilio continúan es necesario auditar el servicio y la propia coordinadora, de concluirse que su labor ha sido insuficiente o deficiente se puede revisar su composición para adaptarlo a las necesidades de una gerencia para el servicio.

El ayuntamiento disfruta de una plantilla de profesionales en ayuda a domicilio y en el de Servicios Sociales que no se merece este Equipo de Gobierno. Por tanto en el trabajo diario como en la capacidad de gestión el ayuntamiento tiene todo lo necesario para recuperar el servicio y dejar de pagar el IVA y regalar sus beneficios a cualquier empresa. No es de recibo que la Concejalía pretenda ampliar la privatización del servicio y pretenda, como tantas veces, aprovechar el mes de agosto para imponer hechos consumados.

El Ayuntamiento está en pleno proceso para sacar de nuevo a concurso el servicio por dos años, prorrogables por otros dos. Mientras tanto mira hacia otro lado ante las movilizaciones de las trabajadoras ante el incumplimiento de sus condiciones laborales, recogidas en el convenio colectivo, y de los pliegos de condiciones vigentes desde hace dos años.

El Alcalde debe escuchar sus reivindicaciones, tomar las medidas oportunas para hacer cumplir la normativa vigente en el servicio y acordar con el Comité de Empresa las condiciones para la subrogación de la plantilla, que sería la culminación efectiva de la única medida sensata para acabar con las movilizaciones: asumir la gestión pública directa del Servicio de Ayuda a Domicilio del Ayuntamiento de León

IZQUIERDA ABIERTA LEÓN

Impactos: 68