Ante la decisión del Consejo General del Poder Judicial de nominar un único juzgado en la provincia para la tramitación de la controversia judicial de las cláusulas suelo, que ha motivado la acertada crítica de los colegios profesionales de abogados y procuradores, desde UPL nos queremos sumar a esta protesta por considerar no sólo que se producirá un colapso del juzgado designado sino, lo que resulta más importante, aleja la justicia al justiciable, máxime en una provincia como la de León, en donde las distancias son importantes y donde hay juzgados que no tendrían posibilidad de tramitación de este tipo de problemática judicial al no mantener excesiva carga de trabajo. Si en su momento fuimos firmes defensores de los juzgados de Cistierna, Sahagún y Villablino, cuya continuidad estaba en entredicho, porque su desaparición supondría alejar la justicia a todos los habitantes de estas comarcas, en este caso se ha dado una vuelta de tuerca dando competencia a un único juzgado, lo que resulta absolutamente rechazable por los motivos expuestos exigiendo al Consejo General del Poder Judicial que reconsidere su decisión en aras precisamente de la propia justicia.

Impactos: 51