Pueden descargarse en la web www.incibe.es, en www.osi.es y en www.is4k.es

Con el objetivo de que ciudadanos y empresas puedan mejorar la protección de su información o su negocio y que su navegación y gestiones por Internet sea lo más segura posible, el Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) ofrece diferentes herramientas y servicios gratuitos al público en general, pero también a autónomos y pymes.

En el caso de los ciudadanos, y a través de la Oficina de Seguridad del Internauta (OSI), INCIBE proporciona información y soporte al usuario final para evitar y resolver los problemas de seguridad que le pueden surgir al navegar por Internet. Además, se proporcionan herramientas para la protección de los dispositivos y los datos de los usuarios. Las herramientas que ofrece OSI están relacionadas con antirrobo, seguridad y protección de acceso; privacidad y seguridad de datos; mantenimiento; o protección, análisis y desinfección.

Entre los numerosos servicios a los que se puede acceder a través de www.osi.es, destaca el Servicio AntiBotnet, una herramienta que nos alerta de la presencia de malware tipo botnet en nuestra red doméstica y nos ayuda en la desinfección, o Conan Mobile, una aplicación que indica, entre otras funcionalidades, si tenemos instalada alguna aplicación maliciosa en el móvil o tablet o si la configuración es segura, además de aportar consejos al usuario final.

Por otro lado, INCIBE, a través del Centro de Seguridad en Internet para Menores (www.is4k.es), también pone a disposición de las familias servicios y recursos de gran utilidad para que los niños y jóvenes hagan uso seguro y responsable de Internet.

Entre estas herramientas se encuentran un test que pone a prueba los conocimientos de las familias respecto a posibles situaciones de riesgo que pueden afectar a los menores cuando hacen uso de las tecnologías; herramientas de control parental y materiales didácticos. Asimismo, se incluye un catálogo de recursos de utilidad para padres y educadores interesados en sensibilizar y formar sobre la importancia de hacer un uso seguro y responsable de las TIC y el juego ‘Hackers vs Cybercrook’ que permite conocer los conceptos esenciales de ciberseguridad a través de una divertida aventura.

Herramientas para las empresas

En el caso de los profesionales y empresas, INCIBE recuerda que la tecnología se ha adueñado de los entornos de trabajo mejorando la productividad y la comunicación con clientes, colaboradores y proveedores, “pero al igual que ocurre en el mundo real, en este nuevo escenario virtual se presentan riesgos que hay que conocer para poder garantizar la seguridad de  la información de la empresa, que es el principal activo de las empresas”.

Entre las herramientas dirigidas a empresas para ayudarlas a hacer de la ciberseguridad su valor diferencial, protegerse ante posibles ciberdelincuentes y prevenir incidentes, se encuentra el servicio antibotnet, que permite conocer si algún equipo de la empresa está siendo controlado de forma remota. Otra herramienta de utilidad es el kit de autodiagnóstico para que las empresas puedan evaluar en tan sólo 5 minutos, a través de unas sencillas preguntas, su nivel de ciberseguridad y así poder mejorar su protección frente a posibles riesgos y amenazas.

Asimismo, INCIBE ofrece un servicio antiransomware (extorsión que surge tras el “secuestro” de la información del dispositivo por un virus), un catálogo de empresas y soluciones de ciberseguridad, y un juego de rol que permite la simulación de cinco incidentes de ciberseguridad y sus posibles soluciones.  Entre los elementos de formación, se encuentran cursos online, itinerarios interactivos y un “serious game” sobre ciberseguridad que ayudará a conocer los riesgos más importantes a los que se enfrentan los profesionales.

Todas estas herramientas están disponibles en www.incibe.es/protege-tu-empresa.

INCIBE, organismo dependiente del Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital, promueve servicios en el ámbito de la ciberseguridad que permitan el aprovechamiento de las TIC y elevan la confianza digital. En concreto, trabaja en la protección de la privacidad de los usuarios, fomenta el establecimiento de mecanismos para la prevención y reacción a incidentes de seguridad de la información minimizando su impacto y promueve el avance de la cultura de la seguridad de la información a través de la concienciación, la sensibilización y la formación.

Impactos: 53